Desarrollar una estraregia de Relaciones Públicas


Hay dos metas importantes que suelen dirigir la estrategia de Relaciones Públicas: gestionar su reputación y crear nuevas relaciones. A veces están relacionadas, la una afecta a la otra. Si se tuviese que enfatizar una más que la otra a propósito del trabajo en la Iglesia, parecería que las relaciones deberían ser la prioridad.

Nuestra reputación es un valor apreciable, y no es fruto de nuestro trabajo sino el resultado de quiénes somos y qué hacemos. Nuestro deber como cristianos es amar (relaciones), y así es como los demás sabrán quiénes somos (reputación).

Desafortunadamente, como organización y con cierta frecuencia, nos hemos preocupado más sobre qué piensan de nosotros y menos en hacer nuestro propio camino para relacionarnos con los públicos que nos rodean. Este es el gran reto de las Relaciones Públicas para la Iglesia Adventista del Séptimo Día en el futuro inmediato.

Los sondeos e investigaciones muestran que el porcentaje de personas en mundo que conocen quiénes somos y qué hacemos, está disminuyendo, al menos en algunas zonas del planeta. Aún así, sabemos que hemos establecido relaciones con comunidades, donde su conocimiento y opinión sobre nosotros son muy positivos.

No estamos nadando contracorriente. Después de todo, Cristo prometió que si le ensalzamos, Él atraerá a todos a sí mismo. Y además nos dijo que la mejor forma de ensalzarle es a través de nuestra forma de relacionarnos con nuestro vecino. Así de simple.

Nuestro reto es expandir nuestra comunidad, tanto dentro como fuera dela Iglesia. Como organización debemos estar seguros de abarcar a todo el cuerpo -los jóvenes, los mayores, las minorías étnicas, los conservadores, los radicales- y cualquiera que se llame seguidor de Cristo debe formar parte de nuestro panorama de Relaciones Públicas, porque relacionarse con todo el mundo involucra a todas las partes del “cuerpo”. Nuestro cuadro de Relaciones Públicas debe incluir más de lo que asumimos como estereotipos representativos adventistas.

Quienquiera que sea el que entra por nuestras puertas y pasa ser uno más, es una parte importante del cuerpo de Cristo. Se convierten en herramientas de relaciones públicas que podemos usar para alcanzar a un público o audiencia donde no podíamos acceder antes. No restringen el espectro de lo que Dios quiere hacer.

Para averiguar más información sobre Relaciones Públicas Adventistas, descargue el Manual de Relaciones Públicas en http://www.adventist.org/world_church/communication/

Una respuesta

  1. Amados en Cristo, estoy muy contenta de saber que la profesion que estoy estudiando puede ser de gran ayuda al ministerio que Cristo nos dio en esta tierra. Por esto mismo decidi realizar mi tesis de la Iglesia en la cual me congrego y al leer esta información me doy cuenta de la importancia de las Relaciones públicas. Si pudieran cooperarme con más información se los agradecería enormemente, pues me serviría de mucho para mi investigación. Ojalá respondan a mi email este mensaje.
    Que Dios les bendiga en gran manera.!

    Elizabeth Cáceres Reyes
    Estudiante de RR.PP
    Universidad Santo Tomás, Santiago, Chile

    Me gusta

Responder a Elizabeth Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: