Oficiales financieros adventistas cautelosamente optimistas sobre la reciente mejora del mercado


7 de abril 2010, Silver Spring, Maryland, Estados Unidos…Elizabeth Lechleitner/ANN

Los oficiales de la iglesia adventista están cautelosamente optimistas por una “impresionante” mejora en el mercado financiero en medio de la situación económica mundial, aún incierta, indicó ayer un departamento de la tesorería de la iglesia.

La mayoría de los fondos de la Asociación General están en inversiones de renta fija en vez de variable. Lo que eso significa es que el creciente mercado de valores dejó a la iglesia un aumento de US$310 millones en inversiones entre el 1 de enero de 2008, y el 31 de diciembre de 2009, indicó el informe.

Eso produce un rendimiento de cerca de 1.7 por ciento anual, dijo a los delegados a la Reunión de Primavera el tesorero Robert E. Lemon en la sede de la iglesia el 6 de abril.

Aunque la iglesia todavía tiene que recobrar el total de sus inversiones perdidas desde la máxima actividad del mercado en 2007, ya ha compensado casi todas su pérdidas durante 2008 y 2009, dijo Lemon.

La sede de la iglesia a nivel mundial operó en $4.3 millones por debajo de sus gastos normales del 2 por ciento del total de los diezmos a nivel mundial durante 2009, dijo Lemon. Tal logro se debió, mayormente, a una congelación en el empleo de personal y en los aumentos de sueldos, así como en recortes de los presupuestos de viaje. Las medidas estuvieron entre las que se implementaron en 2008 en reacción al descalabro económico mundial.

Aunque el mercado financiero ha tenido un alza en los últimos meses, los ingresos en diezmos y ofrendas indican que la feligresía aún está resistiendo la recesión, expresó Lemon.

Lemon mencionó un 4.3 por ciento de disminución en los diezmos a nivel mundial para 2009. Aunque la iglesia tuvo un aumento de 8.6 por ciento en el diezmo en 2008, mucha de esa oscilación favorable puede atribuirse al, también favorable, índice de cambio monetario, dijo él. “Para el 2009, vemos el efecto contrario”, dijo él, citando el fortalecimiento del dólar estadounidense.

Con cerca del 40 por ciento del presupuesto de la Asociación General proveniente de fuera de Norteamérica, la iglesia ahora está “más vulnerable” a las fluctuaciones en la tasa de cambio, dijo Lemon.

En términos del dólar estadounidense, la iglesia sufrió una merma en el total de los diezmos provenientes de otras regiones: de $1.04 billones en 2008 a $972 millones en 2009. El diezmo en Norteamérica también bajó de $894 millones a $879.

La iglesia también recibió $4.3 millones menos en el grueso de las ofrendas misioneras en 2009, comparado con el año anterior. Pero, una vez más, dijo Lemon, las tasas de interés son, en parte, responsables por la merma. Por los últimos cinco años, de hecho, la iglesia ha gozado de un “crecimiento substancial” en los diezmos y en las ofrendas que llegan de fuera de Norteamérica.

El aspecto positivo de la revaluación del dólar, dijo Lemon, es cuántos subsidios más irán de parte de la sede de la iglesia a nivel mundial cuando se conviertan a moneda local. Con informes que indican que el dólar estadounidense se está debilitando una vez más, los oficiales financieros de la iglesia dijeron que le dan la bienvenida al impacto positivo sobre el presupuesto de la Asociación General. Lamentan, no obstante, que los subsidios sufrirán un poder adquisitivo menor.

Para 2009, la iglesia gastó 91 por ciento del tope de su presupuesto operativo. Esto dejó casi $13 millones en presupuesto suplementar, reportaron oficiales financieros de la iglesia. Después de escuchar el informe, los delegados aprobaron dividir el restante nueve por ciento entre la Asociación General y los subsidios a las 13 regiones mundiales de la iglesia. Esto incluye más ayuda para Haití y Chile después de los devastadores terremotos en esos países.

“Empezamos el año con incertidumbres financieras enormes”, dijo a los delegados el presidente de la iglesia adventista a nivel mundial, Jan Paulsen. “Que pudiéramos repartir un presupuesto extraordinario en 2008, y que ahora tengamos algún sobrante, es un despliegue asombroso de las bendiciones de Dios, la fidelidad de nuestros miembros y la cuidadosa administración de los fondos de la iglesia”.

Lemon se hizo eco de la reacción de Paulsen a los reportes financieros, pero dijo que la situación financiera mundial se mantiene “agitada” y la iglesia debe permanecer prudente en el manejo de sus recursos.

“No sabemos cuándo empezarán a subir los intereses… o cuánto durará el repunte de los valores bursátiles. Lo que sí sabemos es que el Señor está en el timón y vigilará su iglesia a través de lo que pueda ocurrir”, dijo Lemon.

3 comentarios

  1. Sabemos que los que amamos a DIOS toda cosa nos ayuda, siempre DIOS es nuestro sosten. El hace que nada falta y por eso para los cristianos todo es diferente del mundo. DIOS los re bendiga

    Me gusta

  2. Bendito sea el Sr. que el Espíritu Santo sea quien capacite a quienes tienen el control de las finanzas y que verdaderamente se utilicen para el crecimiento de la obra, abrir nuevos campos en el mundo, no capitalizar sino abrir la mano y que el evangelio sea expandido a lugares mas remotos para que pronto se termine la predicación y CRISTO VENGA YA, porque no debemos retardar su venida con nuestras acciones. DLB

    Me gusta

  3. Dios sea glorificado
    Aun situaciones criticas la organizacion de la iglesia esta cresiendo. Digo amen alabado sea mi Dios
    Bendiciones
    Feliz sabado a todos

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: